NUEVO COORDINADOR EN LA CULTURAL D. GUARNIZO

La Cultural Deportiva Guarnizo pretende adaptar la formación de sus jugadores a las nuevas técnicas y para ello incorpora la figura de un nuevo coordinador que tratará de llevar a la Cultural al puesto en el que ha estado siempre.

Este coordinador cuenta con el beneplácito del presidente, José Luis López, así como de toda la junta directiva, quienes han puesto en él su confianza para llevar esta tarea a cabo. “La Cultural quiere dar un salto de calidad”, palabras de su presidente, “queremos volver a tener los buenos tiempos que la Cultural tuvo en el deporte base”. Tenemos equipos en las primeras categorías, peleando con el Racing, Bansander, Perines. Eso dice mucho de nuestro club. Sabemos que este proyecto no es de un día para otro, pero hay que ir poniendo los cimientos para que pueda llegar a ser realidad en algún momento. Esto es lo que pretendemos con el fichaje de Lino.

¿QUIÉN ES LINO?

Soy una persona que ha pasado por todas las facetas en el mundo del futbol, comencé como jugador de portero, me gustaba jugar de portero, pero sobre todo los partidos que era cuando había competitividad, en los entrenamientos prefería siempre que me dejaran salir de jugador, no se me daba mal, y ese dominio del balón y de las diferentes acciones que debían realizar los compañeros me ayudaba a la hora de mandarlos desde atrás.

Empecé en el colegio Ramón Pelayo con Clemente, para luego con Boni, Noriega coger los valores futbolísticos que en edad adolescente te van definiendo  y crecer con ello al pasar al Marina Sport alevín y después al Racing en el que me seguí desarrollando, con Marcos, Manolo de la Hera, Santi, Pachín, qué buen futbol me enseñaron, jugué en la selección cántabra juvenil, coincidiendo con grandes jugadores profesionales y entrenadores de hoy Engonga, Álvaro Cerverza, Geli, Chencho, Edu,San Miguel, Cavieces, tanto en el Racing como en la selección, hasta llegar a 2ªB donde tras debutar sufrí una lesión que no recuperé del todo, más el paso por la mili y la juventud, me hizo perder la prioridad del futbol y orientarme hacia el mundo laboral, antes de recuperarme jugué con el Cayón de tercera y después ya operado termine mi carrera con el Marina de Cudeyo presidido por Valentín.

Con el tiempo me volvió a picar el gusanillo del futbol y hace unos 13 años comencé a entrenar porteros por amistad, en Montaña, faceta ésta que he seguido realizando hasta la actualidad en clubs como Monte, Rayo Cantabria, Soloporteros y Escuela de porteros con Pedro Alba y Paco Liaño entre otros. En la actualidad, y de eso a entrenar un equipo allí mismo en Montaña no tardé mucho, para luego ir a Vimenor y Cayón con regionales, salto demasiado grande para haber estado tan lejos del mundillo, por ello noté que la falta de actualización hacía preciso una puesta a punto y saqué los 3 niveles de entrenador en la Federación Cántabra, con grandes personas que me enseñaron a comprender el juego de nuevo, Lastra y Paco.

Hasta le fecha he ido poco a poco encontrando mi futbol y mi manera de entender el juego como entrenador, tras continuos cambios de clubs, Escuela de futbol Cayón con Gelín gran persona, Monte, Velarde, Miengo, Santoña, Marina Sport donde me siento a gusto en la actualidad, en los que siempre eché en falta algo, una persona que me orientara y encauzara a la hora de entrenar, quizás hubiera sido más sencillo ser segundo entrenador, pero no quería parecerme a alguien, sino ir descubriendo, igual que se debe hacer con los jugadores descubrimiento guiado.

Como padre de futbolista, al igual que yo, portero, ahora en Guarnizo liga nacional, también por el camino me ha tocado sufrir los avatares de personas que entienden el futbol formativo de manera contraria a la mía, primando más los valores particulares de ellos mismos que la enseñanza del jugador. La comprensión de sus emociones y la manera de hacerlo crecer, queda relegado al objeto de promoción del entrenador.

Yo siempre digo que soy demasiado mayor para ir a entrenar a primera división, como forma de dar a comprender que lo primero es el jugador, todos los críos son buenos jugadores cuando nacen, somos los hombres del futbol los que los vamos haciendo malos con nuestra enseñanza, lo menos malo que se puede hacer por un jugador es no estropearlo, es como aquel dicho si no sabes no toques, que lo vas a romper.

Cuando entrenas vas con unas expectativas que tienes que ir bajando a medida que vas conociendo a tus jugadores y sus conocimientos del futbol, da igual la categoría que lleve, preferente a benjamines, a todos les faltaban conocimientos para comprender el futbol y lo que ocurre en el campo. Se ven grandes personas que saltan al campo con buenas cualidades físicas pero desperdiciadas por no saber qué debo hacer en el terreno de juego, qué hago cuando tengo el balón, qué hago cuando no lo tengo, cosas básicas que requieren mucha comprensión y conocimientos para saber la respuesta correcta y tomar la decisión acertada.

¿Cuál es tu meta como coordinador?

Quiero rellenar esas carencias en la estructura educativa del Club, crear una escuela dentro del Club, podríamos decir, poner en valor al futbolista, al jugador que está escondido dentro de ese niño. Que todos mejoren en conjunto, no sólo el que es bueno o el que más corre, sino grupos, formar, dirigir, guiar, hacer que los entrenadores comprendan el juego, mostrarles los conocimientos para que desarrollen su labor de enseñanza global para con sus jugadores. En definitiva, que dentro de unos años los jugadores del Guarnizo sepan lo que tienen que hacer en el partido sólo viendo lo que ocurre, no oyendo al entrenador corregirles sus acciones equivocadas.

Los valores son los míos no los he cambiado nunca, cumplo lo que digo y hago lo que predico. Siempre la verdad por delante. Siempre con la honradez. Y si me equivoco lo reconozco. Lo primero el jugador, su motivación, su enseñanza, su progresión, que se sienta integrado, arropado, necesario y valorado.

Espero poder ayudar a crecer al Club, no equivocarme mucho y acertar con mis decisiones, tomadas desde la lógica. Ahora lo necesario es aumentar el número de futbolistas que quieren sumarse a este proyecto con este ideario, y colaboradores que quieran mejorar su compresión del futbol o al menos verlo desde otra perspectiva, en este caso la mía. Ya se está abriendo el periodo de captación de futuras promesas y todos son bienvenidos a este Club donde procuraré que el que empieza en sala termine jugando en tercera o en la máxima categoría del club, que todos se hayan formado en las categorías inferiores es el objetivo y si por el camino nos los lleva el Racing espero que no sea uno o dos sino todos, pues eso significa que se han hecho las cosas bien.

JGMS

Be the first to comment